La vida cobra sentido cuando se hace de ella una aspiración a no renunciar a nada. José Ortega y Gasset

martes, 21 de junio de 2011

Malos, buenos, policías, manifestantes



Demonizar acciones o situaciones, que no consideramos normales, entra dentro del pensamiento cotidiano.
Viendo las noticias en las últimas semanas hay un más que menos en las acciones de las plataformas o movimientos denominados 15M.
Sin entrar a valorara razones o argumentos de la protesta, si me gustaría comentar las acciones.

El refranero español tiene muchas frases que podrían venir a colación pero creo que el “en todas partes cuecen habas” es el que mejor define la situación, tanto unos como otros tienen motivos para sentirse “atacados”. Los policías por las actuaciones de algunos vándalos que aprovechan cualquier situación para estar en los 5 minutos de fama que corresponden. Los que se manifiestan, por las desproporcionadas respuestas de algunos policías, que por miedo, falta de experiencia  o quién sabe si por vicio, aumentan su agresividad ante el que protesta.

Demonizar a unos o a otros no es lo justo, sacar a los que  son violentos de uno y otro lado seria lo justo pero utópico, por tanto no diluyamos la importancia del momento.

En toda la exposición, si os fijáis, no he hablado de motivos, eso es lo que acaba diluyéndose en cualquier protesta, el fondo, como diría algún personaje famoso, ¿Por qué?

No se debería perder en este estropicio, el sentido a todo.

Que hubiera sido de aquel mayo del 68 si solo se hubiera hablado y centrado en los enfrentamientos y las ideas y pensamientos se hubieran diluido en la violencia

1 comentario:

  1. Bravo, David, eso es, aprovechemos lo bueno de lo que hay, eso es una virtud, lo demás son inmovilismos y estupideces que ofenden a la inteligencia humana.

    ResponderEliminar