La vida cobra sentido cuando se hace de ella una aspiración a no renunciar a nada. José Ortega y Gasset

miércoles, 8 de enero de 2014

Arriesgarse y elegir



Como se echa de menos, las conversaciones con un amigo/a, al que poder contar todo lo que permanece oculto para el resto del mundo. Contar tus más profundos secretos, experiencias, fracasos emocionales, supone para mucha gente un ejercicio imposible de hacer, bien porque no encuentran la persona idónea, bien por su propia introversión.

A veces repartimos tan tremenda tarea, tal vez una amiga es la encargada de recibir los daños emocionales, un amigo el encargado del baúl de los secretos inconfesables, un primo el que posee la llave del armario de las experiencias de la infancia. Alguna vez encontramos a una persona en la que volcar, o vomitar, toda nuestra vida interior. Gran carga sin duda, pero el que la suelta también deja parte de su vida en esa persona, deja parte de su alma. Tal vez por eso mucha gente, deja todo eso guardado en su interior, una vez abierto a alguien, tienen miedo de que ese alguien se lleve parte de su vida en experiencias contadas. 

Tan difícil abrirse a alguien?, tan difícil la confianza?, No lo es  ,sólo es una cuestión de encontrar la persona y el momento y arriesgar, arriesgar a que esa persona pueda sostener lo que compartes, arriesgar a que esa persona no desaparezca de tu vida ,arriesgar a no equivocarse....

Es lo de siempre, la vida es un riesgo constante de decisiones, que acaban con consecuencias buenas y malas que modifican nuestra forma de ser, carácter y comportamiento hacia los demás. Somos una amalgama de situaciones vividas, somos un montón de barro que toma forma con lo que decidimos hacer en todo momento, a veces parece que vayamos a ser el "David" de Miguel Ángel y en otras el montón de arena desmoronado con el que un niño hace un castillo en la playa. Aunque no lo creamos el riesgo es inherente a nuestra existencia, el riesgo físico, el riesgo emocional, la vida simplemente es una toma de decisiones constantes para las que casi nunca nos encontramos preparados, y en las que caeremos de forma más o menos estrepitosa, la forma de levantarse a veces marca la diferencia, la forma de ver nuestras heridas marcara nuestra felicidad.

Mirar la vida y elegid.

Periculosum quippe est vita, hoc est, non in morte.
Gaio Lucilio

Algo así como “arriesgado vivir, lo fácil morir”.

2 comentarios:

  1. Tan cierto como que el fin existe, David. No obstante corres el riesgo, primero, de que preguntes a alguien por cortesía ... ¿Como estás? te lo cuente y segundo, ya sabes, nadie escucha a nadie. Sueltas en medio de una conversación de amigos de toda la vida eso de ... "Tengo un cáncer terminal y en tres meses la palmo" y ... pasan de ti, te cuentan que ... "Pues a mi me ha salido un uñero que paqué". Difícl encontrar ese soporte necesario, amigo. A veces, sin que lo sepamos, vive cerca, muy cerca. Suerte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dificil , si dificil , pero soy de los que piensa que la suerte si no la buscas no te encuentra asi que.... Un abrazo amigo

      Eliminar